Una exposición y cinco representaciones teatrales de grupos donde hay integrantes del mítico elenco Geroa son los platos fuertes del homenaje que se tributa en Durango a uno de los grupos señeros del teatro vasco en democracia, junto con los bilbainos Cómicos de la Lengua y Akelarre.

Disuelto en 1997, durante sus 30 años de recorrido (20 de ellos como profesional) Geroa realizó más de 1.500 representaciones y dieron diez vueltas a España, además de ser premiados también en festivales internacionales. La importancia de ese grupo es palpable viendo donde están hoy algunos de sus componentes. Paco Obregón, líder natural de Geroa hasta 1990 cuando creó Eolo, y actores como Alfonso Torregrosa, Julio Perugorria, Eva Cortijo, Izaskun Asua, Rosa Martínez, Sardo Irisarri y Juanlu Escudero; escenográfos como Javier Obregón Tarzi o Jose Ibarrola; y productores como Jesús Cimarro o Joseba Gil.

Geroa nace en 1967 dentro de la sección Garitaonandia de la asociación cultural Gerediaga, al estabilizarse un taller de teatro, el primero de Vizcaya. Antzerki Eskola no contaba con ayuda alguna, se autofinanciaba con la venta de pegatinas. Iniciaron las representaciones en Euskadi sin un modelo propio local a seguir, pero con la idea de estabilizar una compañía viendo el ejemplo de grupos independientes como los catalanes Els joglars y Dagoll-Dagom, La cuadra de Sevilla o Teloncillo de Valladolid.

En 1979 se profesionalizaron sus componentes más atrevidos, y ponen en escena Kaixo Agirre. Su primer gran éxito fue Muerte accidental de un anarquista, de Darío Fo, que Obregón retomará en Durango el 17 de enero con la compañía extremeña Suripanta Teatro. Con Doña Elvira, imagínate Euskadi (1986), de Ignacio Amestoy, pusieron rumbo a Nueva York y Venezuela. Con esta obra o Grande Place crearon polémicas en la sociedad vasca y al mismo tiempo iban sumando premios en Postdam (Polonia), el Ercilla de Bilbao, en Sitges y Ávila. “Es más, creamos el premio literario Geroa Durango Baqué, quizás el único impulsado por una compañía”, apunta Paco Obregón. Para entonces, ya mantenían no uno sino tres talleres de teatro: en Ermua, Eibar y Durango.

HOMENAJE.

El maratón de homenaje en Durango a esta compañía precursora del teatro estable en Euskadi dará comienzo mañana sábado con la inauguración de una cuidada exposición antológica que podrá visitarse gratis en horario de 18.00 horas a 20.00 horas hasta el 7 de septiembre en el hall de San Agustín.

También mañana sábado 10 de enero Alfonso Torregrosa recalará en su pueblo con el grupo Ítaca de Madrid para poner en escena Kampillo o el corazón de las piedras, a las 20.00 horas.

El testigo pasará el siguiente sábado 17 a Paco Obregón con la gloriosa Muerte accidental de un anarquista con los extremeños Suripanta.

La compañía Gorakada, de Abadiño, con Alex Díaz o Tarzi en su producción, invitarán a ver Cyrano a los más pequeños el domingo 18.

Días después, el sábado 24, Sardo Irisarri, profesor del taller de teatro de Berriz Txintxaun Kolektiboa, y Paco Obregón interpretarán sus papeles en El avaro de la compañía Eureka, de Albacete.

Cerrará el ciclo de tributo a Geroa la obra Abraham y Samuel, con Juanlu Escudero, dentro del equipo de Karmakros, de Gipuzkoa.