Amaia Esquíroz recibió el premio en el VIII Certamen de Teatro no profesional de Zaragoza por su interpretación de Nina, en la obra Antosha Chejonté, el ruso que ríe, montaje dirigido por Laura Laiglesia.

Según Gabalzeka, Antón Chéjov, maestro y genio del teatro, creó el personaje de Nina, una actriz aficionada, apasionada por el teatro que impresiona en una audición al propio autor. Un nuevo ejemplo de como los grandes del teatro no muestran tanta aversión hacia los aficionados como la que dejan ver muchas personas vinculadas profesionalmente al teatro. Amaia da vida a este personaje con gran acierto, una razón más para no perderse la oportunidad de disfrutar de este encantador montaje tan bien llevado de la mano de Laura Laiglesia a quien estamos muy agradecidos.

El grupo tafallés indica en su blog: “Para nosotros los premios no tienen, como en el deporte por ejemplo, carácter competitivo. Entre los grupos seleccionados en el certamen y otros presentados que no tuvieron esa suerte, tenemos buenos amigos, respetados y admirados por su trabajo teatral. En todos  caso un premio es un reconocimiento al trabajo bien hecho que nos anima a continuar tratando con mayor respeto si cabe esta tarea artística colectiva que supone dar vida a un texto teatral”.