El Festival de Teatro Clásico de Olite ofrece hoy en formato de lectura dramatizada la obra de Lope de Vega El príncipe despeñado, con dirección de Miguel Munárriz, cuya acción se localiza en el Barranco de Peñalén de la localidad navarra de Funes.

La función tendrá lugar hoy, a partir de las 20.00 horas, en el Patio de Armas del Palacio Real, con entradas a 2 euros.

La obra parte de hechos reales, la muerte de Sancho IV en el barranco de Peñalén, a manos de un noble ultrajado que era uno de sus hermanos bastardos, durante una cacería el 4 de junio de 1074, sin que aún hoy se sepa a ciencia cierta cuáles fueron las razones. Su muerte originó la invasión de Navarra por Alfonso VI de Castilla, que ocupó La Rioja, y por Sancho Ramírez de Aragón, que volvió a unir Navarra a su territorio, proclamándose rey.

La compañía navarra La Nave Producciones Teatrales, que dirige Miguel Munárriz, incluye en el reparto a Marta Juániz, Maiken Beitia, Manolo Almagro, Jesús Idoate, Jose Mari Asín, Carol Verano y Pablo del Mundillo, entre los actores veteranos, junto con Imanol Espinazo y Ioseba Morrás, entre otros.

La selección de actores y actrices estaba clara, “tenían que saber decir el verso bien y bonito”, apunta el director, para quien ésta no es una condición que hoy en día se dé en los intérpretes más jóvenes, seguramente porque no tienen oportunidad de participar en montajes de teatro clásico. La puesta en escena incluye movimiento.