Acercar al público la vida de Miguel de Molina (Málaga, 1908-Buenos Aires, 1993) rompiendo con los clichés que rodean al histórico de la farándula. Es la intención de la comedia musical Miguel de Molina. La copla quebrada, que podrá verse hoy, a las 20.00 horas, en el Teatro Gayarre. La obra, original de Borja Ortiz de Gondra y dirigida por Rosario Ruiz Rodgers, da a conocer al Miguel de Molina artista y persona, al que logró el éxito dorado en los años previos a la Guerra Civil y al que vivió con amargura la represión y la persecución del franquismo, sufriendo un exilio que le llevó a Argentina y después del cual nunca quiso regresar ya a su Málaga natal.

La función, con entradas a la venta a 16 euros en sala, 12 en palco y 6 en anfiteatro, cuenta con la participación de seis actores, entre ellos el pamplonés aunque criado en Málaga Ángel Ruiz, quien encarna a Miguel de Molina de joven, en su momento de máximo esplendor en los escenarios. Mientras que el veterano Miguel Palenzuela interpreta al artista de la copla en su vejez, en Buenos Aires, donde es entrevistado por un periodista español que viajó a Argentina con motivo de la concesión a Miguel de Molina de la Cruz de Isabel la Católica. En esa entrevista, el artista recuerda su vida desde el exilio y a modo de flashback la obra va del presente al pasado recreando los avatares de la vida del cantante, sus luces y sombras.

En la pieza teatral, que está producida por la Fundación Miguel de Molina y tiene una duración aproximada de 1 hora y 50 minutos, el pamplonés Ángel Ruiz interpreta coplas célebres de Miguel de Molina como Ojos verdes, Las cosas del querer, La bien pagá o Agüita del querer. “Son canciones muy conocidas de un género, la copla, maravilloso, muy dramático pero que no ocupa el lugar que merece porque sigue habiendo muchos clichés en torno a él, como en torno a Miguel de Molina, del que se tiene una imagen frívola, de un folclórico homosexual, pero se desconoce su verdadera historia”, comentó Ruiz ayer en la presentación de la obra. Su compañero de función Miguel Palenzuela calificó la pieza teatral de “muy divertida, cercana y asequible al público, con una carga dramática suave pero incisiva”, y de Miguel de Molina ambos actores destacaron que “fue un moderno, un transgresor que en los años 30 se atrevía a hacer con descaro y toda tranquilidad declaración de su homosexualidad”.

“Era un profesional brillante y soberbio, pero esa soberbia se explica porque era un superviviente, alguien que sufrió las consecuencias de la guerra, que fue condenado al ostracismo y vivió con amargura, pero sin renunciar a su dignidad”. Junto a Palenzuela y Ruiz, participan los actores Zorion Eguileor (Anselmo), Carlos Urrutia (periodista), Rebeca Medina (Amalia de Isaura) y Carlos Cañas (empresario, miliciano y falangista).