Denominado “colaboratorio”, se ha presentado públicamente en Pamplona la productora Producciones Maestras (www.produccionesmaestras.com) por iniciativa de cuatro emprendedores: Ana Maestrojuán, dramaturga y directora de escena; Alberto Labarga,hacker y experto en software libre; Verónica Tirapu, fotógrafa, y Ángel García, actor y licenciado en Económicas.

Su primera iniciativa es teatral. Estrenarán el 26 de abril en el Teatro Gayarre de Pamplona Tres árboles de piedra. El montaje, escrito y dirigido por Maestrojuán reúne a Asun Abad, Leyre Ruiz e Iratxe García Uriz en una historia que se pregunta qué tienen en común Evita Perón, Eva Braun y la Papisa Juana. “Es nuestro pistoletazo de salida y estamos cuidando todos los detalles con mucho mimo”, señala la autora, que subraya la labor que están desarrollando dos “secuaces”: Iñaki Rodríguez, que se encarga del espacio sonoro, e Iñaki Alforja, que se ocupará de realizar el teaser de la obra.

Pero los espectáculos no serán ni mucho menos la única actividad de la empresa, que lo mismo ofrecerá formación actoral, de dinámicas de trabajo en equipo o de tecnología, que organizará eventos para celebraciones o para presentar productos o escribirá escenas a la carta. Lo dicho, la cultura al servicio de todos.

Los cuatro aportan su formación y su experiencia en distintos ámbitos a este proyecto que nace con la intención de apostar “por cabezas” y “por ideas” y de desterrar de una vez la paralizadora letanía de la queja. “Tenemos ganas de hacer”, explica Maestrojuán, conocida por haber escrito y dirigido obras para numerosos grupos navarros. De hecho, el nombre de la empresa se inspira en gran medida en su apellido, “la gente al final me llama maestro, así que me pareció gracioso”, explica, e insiste en que en estos tiempos difíciles “veíamos la necesidad de abandonar un poco el lamento constante porque, aunque es verdad que los recursos materiales no son muchos en ningún ámbito, sí disponemos de mucho potencial humano”.

De nuevo, las cabezas pensantes como eje de esta propuesta que también quiere abrirse al mundo prescindiendo de los límites y cerrojos que normalmente cada uno nos ponemos en nuestras respectivas áreas laborales. “Aquí queremos gestionar recursos artísticos vinculados a todas las áreas de la vida”, agrega.

Alberto Labarga coincide con su compañera en que “ya no se pueden hacer las cosas de la misma manera en la que se han hecho siempre; el mundo ha cambiado y hay que sacar las orejas para ver qué se mueve”, apunta, convencido de que hay que “defender la cultura” como “derecho” y como la “aportación más importante de la Humanidad”. En ese sentido, “queremos ser un espacio donde la gente que tiene esta misma percepción de la cultura pueda poner su grano de arena”, de ahí que el responsable del apartado tecnológico hable de la empresa como de un “colaboratorio”.

El concepto de colaboración es clave para Maestrojuán, que rechaza “los feudos y los departamentos estancos” y que desde que comparte espacio de trabajo con otros profesionales, microempresas o freelances de diversos sectores en el local de Cocoworking en el barrio pamplonés de la Rochapea (San Pedro 43) “he ampliado mis expectativas”. “La forma de funcionar que tiene este espacio genera unas dinámicas muy interesantes, conoces a gente distinta y compruebas la importancia que tienen las ideas”, añade la directora. No en vano, Marta E. Martín, que fundó hace tres años Cocoworking junto a Iñaki Echandi, se ha encargado de diseñar el dossier y otros elementos del primer espectáculo de Producciones Maestras,