Los Profesionales de las Artes Escénicas de Navarra se constituyeron el 29 de octubre en la Asociación NAPAE con la firme idea de “crear un marco legal desde el cual poder coordinar y gestionar” sus actividades, explican en un comunicado enviado ayer.

“Evaluar, asesorar y defender el sector, sacarlo del olvido y el menosprecio en el que lo han tenido los distintos gobiernos de la Comunidad foral” son los objetivos que se propone NAPAE, que se presenta como “un interlocutor entre la Administración y los profesionales de las Artes Escénicas”, según recoge en dicho comunicado Ángel Sagüés, miembro de la Junta de NAPAE. La idea de impulsar esta asociación comenzó a fraguarse allá por marzo en Baluarte, en el marco de las jornadas para la creación de la Red de Teatros de Navarra. “Si algo quedó claro allí fue la escasa inversión de nuestra Comunidad en la programación de las Artes Escénicas y, por lo tanto, el despropósito de tanto esfuerzo en adecuar y construir teatros y salones para luego ser infrautilizados”, critica Sagüés.

Especialmente necesaria se vuelve esta unión en el sector ahora, que llegan tiempos de crisis. “El trabajo va a ser duro porque en momentos como el actual somos los primeros paganos. Ya en este 2008 se adjudicaron 625.000 euros para la promoción de las Arte Escénicas. Pues bien, ese dinero ha desaparecido y absolutamente nada que tenga que ver con las Artes Escénicas se ha promocionado. Para 2009 la cantidad asignada es de 300.000 euros, el 52% menos, el mayor recorte del sector cultural que unidos a los 625.000 euros escamoteados este año dan una idea de lo que le importan a UPN y al PSOE (PSN no cuenta) las Artes Escénicas Navarras”, denuncia Ángel Sagüés. Y continúa: “La frustración es muy grande y nos pone de nuevo en el camino de la reivindicación y la confrontación en vez de en el de la colaboración y el diálogo. No se puede consentir tanto abandono”.

“Somos profesionales, pagamos nuestros impuestos, tenemos hijos e hipotecas. Contribuimos como cualquier persona al desarrollo de la sociedad. Sólo pedimos igualdad de oportunidades”, firma Sagüés en el comunicado de NAPAE, en el que se denuncia que “el poder ningunea la cultura al pueblo y a nosotros, los profesionales, el pan. La crisis que padecemos no la han provocado ni los actores, ni los músicos, ni las bailarinas, ni los payasos, han sido los banqueros y los políticos, que se les recorte a ellos los… sueldos”. Así, hace un llamamiento a la unión en el sector y defiende que en momentos de crisis la mejor receta es: “más educación, más cultura. Porque una sociedad sin cultura es una sociedad sin conciencia”.